ALTO RIESGO EN DEMANDAS LABORALES POR DESPIDO INJUSTIFICADOS

2

ALTO RIESGO EN DEMANDAS LABORALES POR DESPIDO INJUSTIFICADOS

ALTO RIESGO EN DEMANDAS LABORALES POR DESPIDO INJUSTIFICADO

SALARIOS CAÍDOS

ARTÍCULO 123 CONSTITUCIONAL:

          Los salarios vencidos o caídos no están regulados en  la Constitución  Política de los Estados Unidos  Mexicanos, el articulo 123 constitucional solo contempla como concepto indemnizatorio el pago de los tres meses de salario en caso de despido injustificado.

          Inclusive, el artículo 123 contemplaba de origen la estabilidad en el empleo, ya que fue hasta el 21 de noviembre de 1962, fecha en la que se reformaron las fracciones XXI y XXII de dicho artículo, cuando se facultó el poder legislativo a limitar los casos en los que el patrón se puede oponer a reinstalar al trabajador cuando este lo reclame, lo cual sucedió al promulgarse la Ley Federal del Trabajo (LFT) de 1970, estableciendo dicha limitación en el artículo 49.

          El origen de los salarios vencidos o caídos.

          Ley Federal del Trabajo de 1931

          El articulo 122 establecía que si en el juicio correspondiente no comprobaba el patrón la causa de la rescisión, el trabajador tendría derecho, a su elección, a que se le reinstalara en el trabajo que desempeñaba o a que se le indemnizara con el importe de tres meses de salario. Tendrá además derecho, cualquiera que sea la acción intentada, a que se le paguen los salarios vencidos desde la fecha del despido hasta que se cumplimente la resolución definitiva pronunciada por la Junta de Conciliación y Arbitraje.

          Respecto a los salarios vencidos o caídos, en aquel entonces se cuantificaban hasta por lo máximo de 54 días, conforme al criterio siguiente:

          SALARIOS CAIDOS, CUANDO SE DEMANDA INDEMNIZACION CONSTITUCIONAL.- Si durante la vigencia del articulo 122 de la Ley Federal del Trabajo, antes de la reforma de 7 de enero de 1956, un trabajador demanda la indemnización constitucional, por despido injustificado del trabajo, en  lugar de la reinstalación, así como el pago de salarios caídos, de acuerdo con lo dispuesto en dicho precepto tal pago debe concretarse al tiempo que transcurrido desde la fecha en que se presentó la demanda, hasta aquella en que se determinó el plazo que la Ley señala a la Junta para resolver en definitiva o sea, el termino de cincuenta y cuatro días que la Suprema Corte ha establecido Jurisprudencia, Apéndice de 1917-1956, 5ª. parte, tesis 155, p. 146

          Ley Federal del Trabajo de 1970

          A partir de la LFT de 1970 se estableció en el artículo 48 que el trabajador podía solicitar ante la Junta de Conciliación y Arbitraje, a su elección, que se le reinstalara en el trabajo que desempeñaba, o que se le indemnizara con el importe de tres meses de salario, y que si en el juicio correspondiente no comprobaba el patrón la causa de la rescisión, el trabajador tendría derecho, además, cualquiera que hubiese sido la acción intentada, a que se la pagaran los salarios vencidos desde la fecha del despido hasta que se cumplimente el laudo.

          Problemática de la condena a los salarios vencidos o caídos

          A través de los años, y a partir de la reforma de 1970 en donde se dejó de limitar el pago de los salarios caídos, los juicios individuales tardan cada día más en resolverse: el trámite de un juicio tiene una duración de entre tres a cuatro años en promedio.

          Aunado a este problema, los criterios que han establecido los tribunales de amparo han convertido a los juicios laborales de riesgo alto o considerable para los patrones.

          Para desincentivar malas prácticas y proteger las fuentes de trabajo, en el proceso de consenso sobre la reforma laboral de 2012 se recomendó limitar el pago de los salarios vencidos a seis meses de salario; sin embargo el Poder Ejecutivo no tomó en cuenta las recomendaciones ni el consensó que había entre los sectores obrero y empresarial, y en su iniciativa preferente incrementó la limitación de los salarios vencidos a 12 meses, adicionando un intereses en caso de que el juicio tenga una duración superior a un año.

         

Reforma vigente a partir del 1 de diciembre de 2012

          Conforme a lo que se establece en el artículo 48 de la LFT, cuando un trabajador demande la reinstalación o el pago de indemnización por el importe de tres meses de salario, en caso de condena, tendrá derecho a que se le paguen los salarios vencidos computados desde la fecha del despido hasta por un periodo máximo de 12 meses, y si al término de este plazo no ha concluido el procedimiento, o no se ha dado cumplimiento al laudo, se pagaran también al trabajador los intereses que se generen sobre el importe de 15 meses de salario, a razón de 2% mensual, capitalizable al momento del pago.

          En la exposición de motivos, el Poder Legislativo menciona que la reforma al artículo 48 de la LFT establece  un  límite a la generación de salarios vencidos para combatir la indebida practica de prolongar artificialmente la duración de los procedimientos laborales, que los salarios vencidos se generan entre la fecha del despido y hasta por un periodo máximo de 12 meses, y que si una vez concluido este periodo, el juicio aún no se ha resuelto, se generaría solamente un interés.

          También expresa que con esta fórmula, se preserva el carácter indemnizatorio de los salarios vencidos, y menciona que se atiende la necesidad de conservar las fuentes de empleo, a la par de que se contribuye a la disminución (de manera sustancial) de los tiempos procesales para resolver los juicios.

No Comments

Post A Comment